domingo, 11 de octubre de 2009

“EN LAS MANOS DE UN IDIOTA”, (SONETO)

(a todos los que eligieron a los malos
gobernantes que hoy padece la humanidad)


Si los mandos de la “Nao Capitana”
los pusisteis en las manos de un idiota
no os extrañe que al final acabe rota,
casi hundida y sin el palo de mesana.

¿A qué puerto, si es que llega en su derrota,
llevar quiere esta escuadra que comanda?
¿A un “edén” que sólo ve su mente insana,
mientras, loco, nos estrella contra rocas?

No tiene por nombre Alonso el personaje,
ni las velas son sus aspas de molino,
ni su alma alberga buenas intenciones.

A sus “fieles” les consiente el bandidaje,
y a sus socios que, como él, son tan mezquinos
y urdidores de viles conflagraciones.